viernes, 29 de julio de 2011

Soneto al ácido desoxirribonucléico

Referencia de imagen: biologia.laguia2000.com


Cuatro letras de un críptico alfabeto:

Adenina, Timina, Citosina,

Guanina, y el Azar que las combina

dan de la Vida el Libro y Esqueleto.


Toda especie o espécimen concreto

un ADN cifra y determina,

que amasa, proteína a proteína,

su alcázar bioquímico secreto.


Copiable y por herencia transmisible

es a la par mudable y perdurable,

de forma que a la par hace posible:


- la permanencia de la Especie estable;

- la Evolución, albur impredecible,

al Medio Ambiente abierta y adaptable.

2 comentarios:

Martin Mehsen dijo...

Un gusto descubrir que hay quien encuentra inspiración en la ciencia. Un autor a seguir.
Saludos, Martín

Francisco Redondo dijo...

Gracias por su visita y su amable comentario. La Ciencia significa mucho para mí, y la Bioquímica. Un saludo.